¿Cómo, cuándo y con qué abonar tu plantación de eucaliptos?

La primavera es la época ideal para plantar, pero también para abonar. El eucalipto es una planta exigente en nutrientes. Depender de un suelo ya de por sí muy castigado por la climatología, las plagas y las anteriores plantaciones es un riesgo que no podemos correr si queremos obtener un retorno.



Desgaste, cambio climático … las parcelas forestales son las que tienen mayores carencias nutricionales por el paso del tiempo, la presencia de anteriores plantaciones y las circunstancias climáticas, que han empobrecido mucho el suelo. Por eso, dependiendo únicamente de la calidad de la tierra no lograrás sacar el máximo potencial a tus plantas de eucalitos.

Tras liderar el campo de la mejora genética gracias a décadas de selección de las mejores variedades y semillas, hemos decidido investigar también en el campo de la nutrición y convertirnos en expertos en abonos para eucaliptos. Nuestra experiencia y formación en las necesidades nutricionales del eucalipto nos ha llevado a diseñar abonos específicos según la fase en la que se encuentre el cultivo, desde la plantación hasta la fase de crecimiento.



«Hace años fuimos pioneros en incorporar la mejora genética en las plantaciones y ahora queremos cambiar la forma de abonar»



El eucalipto es una planta exigente en nutrientes, por lo que el abonado es un aspecto fundamental para obtener la máxima rentabilidad de la planta. El abonado de una plantación de eucaliptos es un aspecto a cuidar, pues garantizará un crecimiento adecuado de las plantas, sin déficits nutricionales y con una mejor sanidad vegetal.

El aporte de abono suele hacerse en el momento de la plantación, pero también resulta conveniente hacer una fertilización de mantenimiento en torno a dos años después. La diferencia entre realizar estos dos abonados o no hacerlos es importante, pues la producción será entre un 20 y un 50% mayor en la parcela abonada, según diversos estudios.



«La fertilización del cultivo debe ejecutarse en el momento de la plantación y cuando la planta tiene en torno a dos años. Este doble abonado genera aumentos de producción de entre un 20 y un 50%»



En la planificación de la fertilización, hay que considerar las necesidades nutricionales de la planta y las características del suelo y en Mañente sabemos lo que demandan los eucaliptos para un buen crecimiento, por eso hemos desarrollado una gama de abonos diferenciados, con formulaciones distintas, para aplicar uno en cada momento: Agroblen al realizar la plantación y Crecentor antes de cumplir los dos años.

En los próximos post de este blog te explicaremos las diferencias entre ellos, lo que aporta cada uno y la forma idónea de aplicarlos.



2 respuestas

  1. Hola.
    Si no se ha abonado en el momento de la plantación, marzo/abril podría hacerse en septiembre? O cuando sería conveniente y con que tipo de abono.
    Gracias

    1. Hola Beatriz,

      Entiendo que estás hablando que has plantado este año, es decir, hay un mes más o menos. Si es así, todavía estás a tiempo para abonar. Te recomendamos que cuando hagas la revisión de la plantación para reponer las faltas (más o menos un mes después de haber plantado) aproveches para realizar el abonado inicial de arranque.

      Deberías utilizar Agroblen Eucaliptos Super Raíz, que ayudará a tus plantas a un óptimo enraizamiento. En el siguiente enlace te explicamos las características del producto y cómo aplicarlo en el monte:
      https://www.viverosmanente.com/2021/05/03/abono-para-al-fase-de-plantacion-el-motor-de-arranque-para-tus-eucaliptos/

      Muchas gracias por seguir nuestro blog, esperamos que os sea de utilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *